canalabierto@hotmail.com

viernes, agosto 25, 2017

QUERÉTARO... TRANQUILIDAD PERDIDA


Cómo es que, después de los hechos violentos de hoy por la mañana en Candiles, municipio de Corregidora, donde perdiera la vida padre e hijo y tres menores más resultaran lesionados por medio de arma de fuego, podrá seguir insistiendo el gobernador de Querétaro, Francisco Domínguez Servién, de que el estado es seguro.

Es claro que los indicadores delictivos han escalado no sólo en frecuencia sino también en intensidad.
Las autoridades no atinan (ni parece preocuparles) que la seguridad esté haciendo estragos en la entidad y siguen priorizando acciones banales como la promoción de su imagen y dejando a un lado la salvaguarda de los ciudadanos.
Querétaro ya no es seguro y esto, no es cosa menor. la tranquilidad se ha resquebrajado y lo más preocupante es, que no hay visos de acciones reactivas y menos proactivas por parte de las autoridades, lo que hace predecir, que los hechos violentos se pueden recrudecer y terminar por convertirnos en un estado permeado por el temor y todas las consecuencias psicológicas, sociológicas y económicas que esto traerá consigo.
La conformación de círculos ciudadanos de vigilancia, es una de las opciones que los civiles podemos y debemos adoptar en la búsqueda de llenar el vacío que las autoridades han venido dejando crecer respecto a la seguridad en el estado.

No hay comentarios.: