canalabierto@hotmail.com

viernes, febrero 28, 2014

SUCEDIÓ EN "TORRE 20"




Extraña muerte en el CERESO
Asesinó a martillazos a su esposa y 6 meses después "falleció" en el penal de San José El Alto

Por Luis Montes de Oca y Alejandro Hervert
Viernes 28 de Febrero/2014

Extraña muerte dentro del penal de San José El Alto, deja al descubierto el posible homicidio de un septuagenario seis meses después de ser ingresado por haber dado muerte a su esposa a martillazos en la cabeza.
En un seguimiento informativo sobre el caso, y de acuerdo al acta de defunsión de la Oficialía 1, Libro No. 21 Acta No. 4021 del 20 de diciembre de 2013, el señor Jaime Padrón González falleció en el penal de San José El Alto a causa de un traumatismo craneoencefálico severo, se ignora (sic), después de haber dado con él muerte  a su esposa Yolanda Méndez Salazar, de 35 martillazos.
Según se conoce, el septuagenerio que era inimputable por estar en tratamiento psiquiátrico desde unos 20 años atrás, además de tener 70 años de edad, era juzgado por homicidio.
La terrible historia del señor Jaime padrón (sic) González y su esposa Yolanda Méndez Salar (sic) se fue tejiendo al paso de los años, tras haber procreado tres hijos, un varón y dos mujeres. Las diferencias crecieron y  Jaime reclamaba constantemente a su esposa de 68 años de edad una infidelidad, además de creer que lo estaba envenenando, no obstante y hasta donde se sabe, no era un hombre violento.
A mediados de julio de 2013, cayendo la tarde se suscitó una nueva discusión en la sala de su casa ubicada en la calle Sinaloa No. 2 en la colonia Obrera. Ese día 13, luego de los reclamos y las respuestas de la cónyuge, Jaime caminó hasta un clóset, sacó de él una caja de herramientas, regresó a la sala y le propinó 35 martillazos en la cabeza a su compañera de toda la vida.
Luego regresó, guardó el martilló en la caja de herramientas y la metió al clóset nuevamente.
Después del crimen hizo una llamada para dar a conocer que acababa de matar a su esposa.
La información que contiene el expediente penal 198/2013, del VI Penal, por homicidio, permite vislumbrar, que hubo un ataque de demencia.
Para cuando llegaron los paramédicos, se conoció que la sexagenaria se encontraba con vida, pero ya nada se podía hacer, el homicidio estaba consumado.
155 días después, al hacer el seguimiento periodístico, surge el enigma ¿quién mató o como (sic) se mató un hombre de 70 años, bajo tratamiento psiquiátrico de un traumatismo cráneo encefálico? ¿Por qué no estaba donde están los enfermos por su estado de salud mental, para evitar que estuviera vulnerable?
Hasta donde se sabe, porque la autoridad no dijo nada al respecto de su muerte, no se ha dado a conocer la indagatoria sobre su deceso del que se ignora, de acuerdo al acta de defunción, cuáles fueron las causas del traumatismo craneoencefálico severo que lo privó de la vida, pro la misma causa (sic) que él asesinó a su esposa.
El lunes 15 de julio de 2013, la PGJE conformó mediante la Averiguación Previa I/718/2013, el homicidio. Del 20 de diciembre de 2013, no hay, hasta donde se conoce, ningún dato que aclare la muerte del homicida que pudo haber alcanzado su libertad por ser inimputable... Continuará.

No hay comentarios.: